La Cuesta Chada

Una alternativa diferente para llegar a la Hacienda Picarquín.

cuesta_chadaDesde hace un tiempo la Cuesta Chada se encuentra asfaltada y es una excelente alternativa para llegar hasta la Hacienda Picarquín. Son cerca de  11 km de curvas con diferentes pendientes, hay que ir con precaución y a velocidad moderada para evitar un accidente. En aproximadamente 12 minutos se cruza completa y se puede disfrutar de hermosos paisajes típicos de la zona central. 

En su punto más alto es posible tener una vista completa del valle, distinguiéndose mayoritariamente terrenos agrícolas, viñedos, quebradas y algunos embalses. 

Cuando se viaja desde la Región Metropolitana se accede a través de varias alternativas, tales como Pirque, Buin o Paine, localidades que conectan con el camino Padre Hurtado, el que a su vez comunica las tradicionales localidades de Alto Jahuel, El Tránsito, Huelquén, Escorial y Chada. Grandes viñedos, nocedales y frutales conforman este paisaje campesino, en el que existen diferentes “picadas” para degustar empanadas, frutas y verduras de la zona. Importantes viñas se encuentran en esta ruta, tales como Santa Rita, Carmen, Portal del Alto, Huelquén, Pérez Cruz, entre otras, las que forman parte del circuito turístico del sector. 

Luego de cruzar la cuesta se llega a una localidad anfitriona denominada O’higgins de Pilay  y pasado unos pocos kilómetros; después del río Peuco; ya estamos en el pequeño poblado denominado Casas de Peuco, el cual es la puerta de entrada a la Hacienda Picarquín.

chada2

 

 

Volver